Binéfar

Artículo en construcción

Binéfar, es un municipio de la provincia de Huesca localizado en la Comarca de La Litera, en la parte que comprende el límite entre Aragón y Cataluña, su acceso es bastante fácil, por lo que cuenta con buenos medios de comunicación, entre ellos su ferrocarril el cual llegó en el siglo XIX.

Binéfar es una de las poblaciones que tiene un considerable incremento de población y un gran desarrollo comercial en la provincia de Huesca, algo que le ha valido para ostentar la capitalidad de La Litera. Además de esto, la hermosa villa de Binéfar se ha consolidado como una importante lonja agropecuaria para España y Europa, siendo el ganado vacuno su mayor referente.

El nombre de la capital de La Litera tiene orígenes en la cultura árabe- musulmán. El responsable de este asentamiento era conocido como Affa, a partir de su nombre surgió una serie de juegos de palabras que terminaron por darle el nombre actual a la villa. Pero estos no fueron los primeros en poblar este territorio de La Litera, al parecer los habitantes más primitivos debieron tener relación con la cultura ibérica ilergete. De ahí que en Tamarite, muy cerca de Binéfar, se haya encontrado un importante asentamiento íbero-romano fechado al parecer entre el año III a. c. y II d.c. Para quienes deseen ampliar más este tema pueden dirigirse hasta el asentamiento de la Vispesa o hasta el museo de Huesca en donde se exhibe una gran fragmento de piedra arenisca que se encontró allí.

El casco urbano de Binéfar recoge todo el modernismo al que la población se ha ido adaptando debido a su gran desarrollo económico, aunque conservando parte de su tradicional arquitectura aragonesa, esto se ve reflejado en las hermosas fachadas en piedra, y sus bonitos balcones que sobresalen de las casas solariegas.

Un paseo que resulta muy interesante es por la Plaza del Padre Llanas, por estos lados vamos a encontrar la hermosa iglesia de San Pedro del siglo XVI, en estilo gótico. Según cuentan, la iglesia tenía un retablo tan hermoso que Felipe II se encaprichó con él y lo mandó a colocar en el monasterio del Escorial. Cerca de esta iglesia, en medio de la plaza se alza una imponente cruz gótica. En la calle que hace la transición del casco antiguo con el nuevo, se pueden observar construcciones antiguas como la Casa Ruata, y la Casa de la Cultura, que en el pasado servían de ayuntamiento y cárcel de la villa.

La villa de Binéfar es sinónimo de cultura y  sus mayores exponentes son los Titiriteros de Binéfar. Para no perder su identidad cultural, el ayuntamiento de la villa prepara cada año, espectáculos que incluyen danza, folclore, música, festival de títeres, shows musicales, la ronda de de la víspera y  las ferias, además de esto se ofrecen talleres culturales impartidos a grandes y chicos, llevados a cabo dentro del Teatro municipal. Por último recomendamos su deliciosa gastronomía, pues al ser importante tierra de vacunos sobresalen las preparaciones con base en la carne, aunque hay  unas más autóctonas como es el popular Recao de Binéfar.

Si programas tu visita para septiembre, puedes aprovechar para disfrutar de sus fiestas mayores en honor al Santo Cristo de los Milagros.

Publicidad en Huesca

Texto; DescubreHuesca.com
Fotografías; DescubreHuesca.com y colaboraciones detalladas a cada pié de foto.