Huesca a ritmo de pedal, a ritmo de Bikefriendly

Hay pocos rincones en el planeta que en tan pocos kilómetros alberguen unos

ecosistemas y unos paisajes tan dispares. La provincia de Huesca tiene una superficie de 15.626 km², en 80 km podemos pasar de un paisaje pirenáico como Sierra Tendeñera, al desierto más grande de Europa, los Monegros.

Todos estos valores paisajísticos, medioambientales y culturales, nos sitúan en un territorio que nos permite practicar muchos deporte durante todo el año, y la bici, en cualquiera de sus modalidades, no es diferente.

La mejor forma de hacer Bikefriendly es a través de las numerosas rutas existentes en Huesca que te llevarán a distintos alojamientos con su sello. Os presentamos una preciosa ruta en la cual podemos llegar a saborear tanta riqueza, sin grandes exigencias físicas.

De Yebra de Basa a Fiscal en BTT

Panorámica del Pirineos desde Santa Orosia, Huesca.

Atravesar el macizo de Santa Orosia en BTT, de sur a oeste es una ruta que no

requiere gran preparación física, y pueden llevarnos a descubrir por qué esta provincia es tan especial.

Iglesia de Santa Orosia

Saliendo de Yebra de Basa (880 m), por una pista de 11 km, llegaremos a la

planicie donde se encuentra el santuario (1500 m). En el km 9, habremos podido divisar los santuarios rupestres que jalonan la senda que sale desde el mismo Yebra, y su espectacular salto de agua. Una vez hayamos saciado nuestra sed en el manantial de las tres caras talladas en piedra, continuaremos rodando unos 2 km, previos el descenso hasta Fiscal

Este será por una pista de 23km en regular estado, pero sin grandes exigencias técnicas, en el que atravesaremos bosques de hayas y pinos, además de uno de los muchos pueblos deshabitados que hay en esta provincia, llamado Sasa.

Sasa de Sobrepuerto

Huesca a ritmo de Bikefriendly

En los dos extremos de la ruta hay alojamientos que disponen del sello

Bikefriendly, que nos garantiza unos servicios mínimos, como zona de lavado, un espacio para guardar nuestras bicis con seguridad, un potro con herramientas y unos repuestos en caso de averías. Estos alojamientos, además de todos estos servicios, nos garantizan saber que hemos llegado a un establecimiento en el que somos bien recibidos como cicloturistas, y donde nuestra bici es bien acogida.

Si prefieres la bici de carretera, también podrás disfrutar de este entorno, puesto

que los alojamientos bikefriendly  te ofrecen como mínimo 3 rutas circulares de carretera y 3 de BTT desde la puerta del alojamiento.

Descubre Huesca a ritmo de pedal y déjate enamorar por sus paisajes, sus

pueblos, su gastronomía y su gente. Quién visita Huesca, siempre vuelve.

Texto y fotografías: Carlos Avellana, equipo Bikefriendly.

+ Huesca

El Valle de Tena

P.N. Ordesa y Monte Perdido


Escribir comentario

Comentarios: 0